attractive beautiful beautiful girl beauty

¡Remedios caseros para los labios partidos!

Amazon super

Los labios son suaves, móviles y sirven como apertura para la ingesta de alimentos y en la articulación del sonido y el habla.

Los labios humanos son un órgano sensorial táctil y pueden ser una zona erógena cuando se usan en besos y otros actos de intimidad.

Te compartimos 4 formas de recuperar tus labios de este frío:

Aceite de oliva: Solo necesitas untar unas gotas de aceite de oliva virgen en tus labios cada 6 horas para mantenerlos hidratados, reparar los tejidos de la piel y darles luminosidad.

Miel con azúcar: La miel tiene propiedades curativas y exfoliantes que harán incluso lucir tus labios más humectados. Solo úntala, deja que repose unos diez minutos y enjuaga con agua tibia.

Aloe Vera: Con la pulpa del interior de esta planta podrás regenerar tu piel y protegerla del frío, ya que sus propiedades favorecen a la humedad y fomentan la producción de colágeno natural.

Pepino: Este alimento es perfecto para refrescar la piel, solo necesitas cortarlo en trozos finos y añadir una cucharada de yoghurt natural para que quede una crema. Aplícala y deja actuar por 30 minutos.

¡Pruébalos y verás que tus labios se verán y sentirán mucho mejor!

woman in red lipstick
Photo by Gabb Tapic on Pexels.com

Los labios superior e inferior se conocen como “Labium superius oris” y “Labium inferius oris”, respectivamente. La unión donde los labios se encuentran con la piel circundante del área de la boca es el borde bermellón, y el área típicamente rojiza dentro de los bordes se llama zona bermellón. El borde bermellón del labio superior se conoce como arco de Cupido.

La protuberancia carnosa ubicada en el centro del labio superior es un tubérculo conocido por varios términos que incluyen el procheilon (también escrito prochilon ), el “tuberculum labii superioris” y el “tubérculo labial”. El surco vertical que se extiende desde el procheilon hasta el tabique nasal se llama philtrum.

Anatomía superficial de los labios humanos

La piel del labio, con tres a cinco capas celulares, es muy fina en comparación con la piel de la cara típica, que tiene hasta 16 capas. Con un color de piel claro, la piel de los labios contiene menos melanocitos (células que producen el pigmento de melanina , que le da el color a la piel). Debido a esto, los vasos sanguíneos aparecen a través de la piel de los labios, lo que provoca su notable coloración roja. Con un color de piel más oscuro este efecto es menos prominente, ya que en este caso la piel de los labios contiene más melanina y por lo tanto es visualmente más oscura. La piel del labio forma el borde entre la piel exterior de la cara y la membrana mucosa interior del interior de la boca.

La piel de los labios no es vellosa y no tiene glándulas sudoríparas. Por lo tanto, no tiene la capa protectora habitual de sudor y aceites corporales que mantienen la piel suave, inhiben los patógenos y regulan el calor. Por estas razones, los labios se secan más rápido y se agrietan más fácilmente.

El labio inferior se forma a partir de la prominencia mandibular , una rama del primer arco faríngeo. El labio inferior cubre el cuerpo anterior de la mandíbula . Está bajado por el músculo depresor labii inferioris y el orbicularis oris lo bordea inferiormente.

El labio superior cubre la superficie anterior del cuerpo del maxilar. Su mitad superior es del color habitual de la piel y tiene una depresión en el centro, directamente debajo del tabique nasal, llamada philtrum , que en latín significa “nariz inferior”, mientras que su mitad inferior es un tono de piel de color rojo marcadamente diferente. similar al color del interior de la boca, y el término bermellón se refiere a la parte coloreada del labio superior o inferior.

Amazon super

Comenta