COVID-19 y embarazo

Por: Dr. Samuel Delgado Cedillo | Presidente OMPP/WOFP

Estamos a unos cuantos días de que “posiblemente” México ocupe el tercer lugar con mayor número de fallecidos a causa del COVID-19. El escenario en el mundo sigue siendo igualmente complejo si consideramos los casi 16.5 millones de casos y más de 655 mil personas fallecidas.

Un elemento que hay que recordar, son los riesgos que corren las mujeres embarazadas al entrar en contacto con el COVID-19. El subsecretario de salud, Hugo López Gatell, informó que en 2009, durante la pandemia de influenza H1N1, la mortalidad materna se vio “importantemente afectada al grado que la mortalidad asociada a neumonía se convirtió en la segunda causa de muerte materna”.

En México, alrededor de 10% de todas las mujeres embarazadas van a desarrollar Diabetes Gestacional contra 7% que es la media a nivel mundial. En los hijos de madres con obesidad y diabetes existe mayor mortalidad que las madres no diabéticas, ya que los bebés de estas madres tienden a ser prematuros y en diversos casos pueden llegar a fallecer en el útero. Hasta el 23 de julio del presente año, se contabilizaron 83 mujeres embarazadas fallecidas por Covid-19 en México.

Lo que significa que el coronavirus se convirtió en la primera causa de muerte de mujeres embarazadas de lo que va del primer semestre del año. Esto representa 19% del total de los casos de mortalidad materna. Es importante decir que todavía habría que hacer un análisis más profundo para dictaminar si los fallecidos fueron por otras causas, directas o indirectas. Hasta la fecha se tienen contabilizadas 2 mil 842 mujeres embarazadas que están contagiadas de covid-19. El 88% se detectaron durante el embarazo y el 12% restante fue durante el puerperio. Es decir, durante el periodo que le sigue al parto y que se extiende el tiempo necesario para que el cuerpo materno vuelva a las condiciones pre-gestionales.

Ante este escenario, la Organización Mundial por la Paz (OMPP/OWPP) se une al llamado urgente para brindar apoyo a las mujeres embarazadas por medio de la utilización del cubre bocas y gel antibacterial, para evitar mayores contagios y futuras complicaciones que pueden ser perjudiciales en la salud del gestante, el feto y el neonato.

La OMPP sigue implementado campañas y acciones que ayudan a la mujeres embarazadas, por ejemplo, el viernes pasado, 31 de julio, entregamos en el Hospital de la Mujer mil cubre bocas y 500 geles antibacteriales.

Comenta