Huye de la hinchazón por el calor estas vacaciones

Las vacaciones son para muchos sinónimo de diversión, pero sobre todo de relajación que lleva consigo el estar en la playa, expuestos al sol y al calor, pero, ¿qué tantas complicaciones pueden traer las altas temperaturas a nuestro cuerpo?

Estamos conformados en 70% por agua, eso significa que la gran mayoría de nuestro organismo está constituido por líquido. Cuando se presenta un desequilibrio en el flujo es cuando se da la retención de líquidos, ya que el cuerpo es incapaz de eliminar el agua necesaria para mantener un equilibrio, principalmente en la temporada de calor, en la cual nuestro cuerpo sufre los estragos del mismo y tiende a inflamarse.

“Esta es una situación que ocurre habitualmente cuando se acumulan en exceso fluidos en diversos tejidos, cavidades y alrededor del sistema circulatorio del cuerpo; la sangre está compuesta principalmente de agua, por su parte, la masa muscular posee hasta 75%, mientras que los huesos oscilan en 50% y la grasa de nuestro cuerpo con 50%, al tener órganos tan importantes compuestos en gran medida por agua, en la época de calor es más común que la hinchazón suceda con más frecuencia, puesto que los vasos sanguíneos se dilatan, lo que reduce la elasticidad de sus paredes y causa que la sangre fluya del corazón a las extremidades con lentitud”, acotó el Dr. Gustavo García, Experto en Medicina del Enfermo en Estado Crítico, adscrito a la Unidad de Terapia Intensiva del  Hospital DioMed.

Es por eso que Hospital Diomed, nos brinda algunas recomendaciones para evitar la retención de líquidos, así como las consecuencias que esto trae, principalmente en estas épocas de sol, arena y mar.

Consecuencias que esta temporada puede traer a tu cuerpo.

  • Deshidratación y pérdida de sangre.
  • No ayuda a las dietas y a la realización de ejercicio.
  • Hinchazón en zonas específicas del cuerpo tales como pies, brazos, cara y, en algunos, casos abdomen.
  • Várices y celulitis.
  • Ganancia significativa de peso del paciente que pudiera limitar su actividad física.

Recomendaciones para evitar retención de líquidos

  • Realizar ejercicio sobre todo para fortalecer las piernas.
  • Beber abundantes líquidos (de acuerdo a las actividades realizadas).
  • Descansar las piernas tras un día de actividades.
  • Medir el consumo de sal.
  • Consumir frutas y verduras ya que tienen un efecto descongestivo, por ejemplo en frutas como la uva.

Comenta