fbpx

Icebergs

4 mujeres, 4 historias, 4 sufrimientos

Emilia:

Tiene 42 años y un matrimonio monótono. Su autoestima está dañada y su esposo es indiferente con ella. Él tiene un amante y ella en una noche conoce a un joven, que le hace cuestionar su vida…

Camila:

Viuda a los 50. Está en su casa con las cenizas de su esposo recién muerto y antes de tirarlas por el baño le reclama los golpes y el maltrato que recibió en vida. Mientras saca su amargura tiene que conseguir unas cenizas nuevas, porque su suegra pasará por los restos de su querido hijo…

Angie:

Es una ejecutiva dedicada a su desarrollo profesional, cuando descubre que tiene cáncer y tienen que sacar su útero. En el diálogo que tiene con su Útero, éste le reclama su descuido por no hacer visitas periódicas al ginecólogo. En la charla, aparece Vulva, quien la trata de convencer de sacar a Útero de su cuerpo para salvar su vida…

Dolores: Está soltera y dedicó toda su vida a cuidar a su mamá que está en silla de ruedas. Ambas se odian y se reclaman el rumbo que tomaron sus vidas. La madre por haber quedado paralítica después de que intentó aventar a su hija por las escaleras (la hija se quitó y fue ella quien cayó). Dolores culpa a la madre por haber quedado estéril por un aborto clandestino practicado en su adolescencia y ordenado por su madre. Al morir su madre ella tomará las riendas de su vida…

Icebergs fue escrita por Adriana Hammeken, quien desde hace 13 años ha hecho guiones para «Lo que callamos las mujeres», «Como dice el Dicho» y Plaza Sésamo. La dirige Adrian Rubio, maestro de actuación de la academia de Lolita Cortés y la producción está a cargo de Enrique Madrid, quien ha producido 11 obras en Teatro Corto. Actúan Luisa Muriel, María Zel, Octavio Mier, Angie Magaña, Emma Escalante, Larisa Mendizabal, Alejandra Urdain, Enrique Madrid, Camilo Yepes y Renata del Castillo. image Ustedes vayan a verla y luego comparten con nosotras su punto de vista, yo la vi en el estreno (las madrinas fueron Arlette Pacheco y Genoveva Martínez, productora de «Cómo dice el dicho» y los padrinos, Álvaro Cueva, crítico de tv, y el actor Mike Biago) y me pareció que los temas de las historias son buenos porque retrata lo que viven muchas mujeres: autoestima baja, cáncer de útero, y violencia física y familiar.

Lo que a mi muy humilde y respetuosa opinión no me gustó es que las historias se quedan en la superficie; es decir el drama real del cáncer de útero, no debe ser únicamente el de ya no poder ser madre, porque en esta época ya hay muchas mujeres que ni siquiera se plantean tener hijos. Cuidar tu cuerpo, tus órganos, tiene que ver más con quererte como mujer y preservar tu calidad de vida, más allá de la decisión de ser madre o no.

El drama de la cuarentona con un amante joven, así como lo plantean está más que visto y la historia se queda corta porque sólo conecta con la típica mujer que después de tener una aventura dice «Yo no soy de esas mujeres». Hoy muchas mujeres ya entran al debate de que tener un amante permite tener un matrimonio estable, digo, podemos estar o no de acuerdo, pero me refiero a no limitar la realidad y mantener los estereotipos.

Pero reitero la invitación, porque creo que vale la pena que cada quien haga su propio juicio.

Las funciones:

Viernes: 20:00 y 21:30

Sábados: 19:30 y 21:00

Teatro Casa Quimera (Orizaba 131 esquina Guanajuato, colonia Roma)

Boletos: $300.00 de venta en taquilla de Casa Quimera.

Y además, les comparto el vídeo para Soy Mujer de la escritora de Icebergs, Adriana Hammeken:

Comenta