Presidenciables cierran filas ante maltrato de Trump a niños migrantes

Anaya, López Obrador y Meade protestan por separación de niños migrantes

Luego de que se dieran a conocer las imágenes y audios de los niños retenidos en las instalaciones en McAllen, Texas (donde los menores que fueron separados de sus padres permanecen encerrados en jaulas metálicas), los candidatos expresaron su condena y reprobaron la política de Tolerancia Cero de Trump.

En sus cuentas de redes sociales y a través de videos, los candidatos a la Presidencia de la República manifestaron su rechazo.

Andrés Manuel López Obrador expresó su protesta “con lo que está sucediendo con niños mexicanos, centroamericanos, latinoamericanos y del Caribe que están siendo deportados de Estados Unidos en condiciones inhumanas.

“Quiero, desde Culiacán, Sinaloa, pedirle al presidente Enrique Peña Nieto que actúe con urgencia, de inmediato. Propongo tres acciones:”

1.- Una enérgica nota diplomática de protesta en contra del gobierno de Donald Trump

2.- Que se solicite la intervención urgente del Alto Comisionado de la ONU, para que con el carácter de urgencia se actué “y se detenga esa actitud prepotente, racista e inhumana de deportar a niños, ponerlos en jaulas y separarlos de sus padres.

Esto va en contra de los derechos humanos fundamentales.”

3.- “Le pido al presidente Enrique Peña que envíe un equipo de profesionales a la frontera: abogados, psicólogos, trabajadores sociales que apoyen a los niños y a sus padres.”

En su cuenta de Twitter, José Antonio Meade escribió:

“Nos sentimos profundamente agraviados frente a la política migratoria del Presidente de Estados Unidos que separa desalmadamente a los niños de sus padres en la frontera. Como Presidente, defenderé siempre los Derechos Humanos de los migrantes y el interés superior del menor”.

En un mensaje a medios de comunicación, desde Baja California dijo: ““No hay nada más importante que la protección de nuestros niños, es absolutamente inaceptable la actitud de Donald Trump. Separar a los niños de sus familias es atentar contra sus derechos y afectar sus vidas, posiblemente, para siempre. No podemos admitir que esta situación continúe, alguien que no respeta a los niños, no puede respetar ningún tipo de derecho.

“Pero sea cual fuere la razón que lleve a emigrar, no hay absolutamente ninguna circunstancia que haga ni moral ni política ni éticamente permisible el que mantengamos rehenes a las niñas y a los niños de una circunstancia que por mucho los rebasan y que está lejos de su capacidad de resolver.

Sí se puede atender estos desafortunados acontecimientos en apego a los derechos fundamentales, y más allá de los derechos fundamentales, a un sentido mínimo de humanidad y decencia. No se vale atentar contra niños indefensos, es absoluta y categóricamente indefendible lo que está haciendo hoy Estados Unidos en la frontera”.

Ricardo Anaya también condenó los hechos. Esto puso en su cuenta de Twitter:

“Las políticas migratorias del gobierno de Donald Trump, que separa a las familias mexicanas en la frontera, son una atrocidad. En mi gobierno, sí vamos a defender el interés nacional con firmeza y dignidad.”

Durante su mitin en Oaxaca calificó la separación de los niños y su encierro como “una brutalidad y requiere una respuesta enérgica del gobierno mexicano. Es verdaderamente penoso cómo ha sido pasivo, tibio, ante una violación tan flagrante de los derechos humanos. Cuando yo sea presidente me voy a conducir con enorme firmeza: no vamos a aceptar este tipo de atropellos”.

El candidato pidió al gobierno que denuncie el caso ante toda la comunidad internacional y actúe con liderazgo.

“Esto que está haciendo Donald Trump, de separar a los niños de sus papás, no tiene precedente, es un asunto verdaderamente brutal que nos recuerda lo que hacían los nazis en plena Segunda Guerra Mundial. Esto es absolutamente inaceptable”, señaló después en un comunicado.

Comenta